WASHINGTON (AP) – El presidente Donald Trump admitió el viernes que hace “lo imposible” para esconder la parte de la cabeza que hace poco salió a relucir en una foto.

Durante su discurso en la Conferencia Conservador de Acción Política, Trump viró en el escenario y alisó la parte trasera de su famosa cabellera.

“Hago lo imposible para esconder esa parte sin cabellos”, dijo.

El público abrió unos gritos mientras el presidente miró a un monitor y agregó: “No se ve mal. Oye, algo vamos”.

Durante la campaña del 2016, Trump dejó que una mujer le jalara el pelo para probar que es genuino.

Su parte calva quedó expuesta el 2 de febrero, cuando Trump dio la espalda a las cámaras para abordar el Air Force One. Mientras el presidente subía las escaleras, el viento hacía un lado un mechón.

Comentarios